[Deco] 6 elementos básicos para organizar tu recibidor

El recibidor casi siempre es esa zona de la vivienda que menos atendemos y a la que, con frecuencia, damos mucha menos importancia que a las otras estancias por ser una zona de paso. Sin embargo, el recibidor dice mucho sobre nuestros gustos y estilo de vida. Lo que a veces no pensamos a la hora de decorar es que resulta ser el primer espacio de la vivienda que vemos y mostramos, por lo que debemos empezar a darle el protagonismo que se merece, especialmente teniendo en cuenta que es un lugar al que podemos sacar gran partido con muebles y elementos que nos harán la vida mucho más práctica.

1- El zapatero

En zonas con un clima húmedo y si tienes espacio de recibidor amplio, no está de más incluir un zapatero donde dejar el calzado mojado nada más llegar y rescatar las zapatillas. Con ello, además de evitar que el suelo se manche de barro, sentirás la agradable sensación de estar por fin en casa. Si no se tiene un mueble o elemento “contenedor” para dejar los zapatos, el espacio puede convertirse en un rincón caótico y desordenado. Escoge un mueble con varios módulos irregulares, que no sea muy profundo, pues así habrá más espacio. El módulo puede estar abierto pero yo os aconsejo que lo elijáis con puertas que tapen de la vista el zapatero. No olvides incorporar un pequeño asiento y una alfombra mullida y cálida de pequeñas dimensiones. Para dar un aspecto más estético y elegante, a la vez que práctico, puedes poner una butaca o asiento tipo banco. El zapatero, además hará las veces de consola en caso de no tener espacio para ella, aprovechando su tablero superior. Podría hacernos la misma función: anotar cosas, colocar el correo, posar objetos que no queremos olvidar, y también servirnos de espacio decorativo, incorporando jarrones de flores u otros objetos para embellecerlo.

2- El perchero

Como ocurre con los zapatos, lo normal al llegar a casa es despojarse de la chaqueta y los abrigos. No acumules más prendas de lo necesario e incorpora percheros originales, de pie y de pared. Los de pie pueden tener formas sinuosas, imitar a un árbol y tener cabezales diversos, mientras los de pared, que se usarán más para pañuelos y gorros. En el mercado hay de muchas formas y colores.




3- Los cuadros

El recibidor es el lugar perfecto para colgar un cuadro que lo hará mucho más bonito y ayudará a vestirlo. Además, puedes optar por otros elementos como un gran espejo con un marco de diseño, una  pintura mural,  relojes de pared,  mariposas o flores de papel, que están de moda y darán un aspecto de lo más romántico.

4- La alfombra

Una alfombra pequeña, mullida y que absorba humedad que puede tener el calzado de quienes vienen de fuera no solo vestirá la casa, sino que proporcionará una calidez extra y una funcionalidad adicional, a la vez que delimita el espacio que ocupa el recibidor. Aunque el espacio sea amplio, ten en cuenta que se debe dejar un pasillo despejado para circular por la casa. Es mejor que los muebles y complementos se adosen a las paredes: el paragüero, la consola, la cómoda junto a la pared más amplia; enfrente se colocaron un perchero y una silla.

5- La iluminación

Una lámpara de sobremesa que no ocupe mucho espacio será perfecta para proporcionar la calidez adicional necesaria.También iría bien una lámpara de pie o incluso una instalada a la pared. ¿Y qué hacer cuando se dispone de poco espacio? Un truco consiste en desviar la atención hacia un punto lejano para que el recibidor parezca más amplio jugando con la luz y los elementos. 

6- Una pizarra para notas y zona de llaves

Una idea que me encanta y que no ocupará más que un cuadro para poder escribir notas rápidas. Le dará un toque diferente. Y el llavero que puedes colocar en un cesto sobre la consola, o colgadas en un elemento dedicado a ello.


Al final el espacio del recibidor resulta idóneo para instalar otros elementos que quizá molestan más en otro lugar de la casa. Si es amplio puedes colorcar un pequeño mueble donde almacenar los libros. También resultan útiles los paragüeros o papeleras, especialmente si vivimos en lugares donde suele llover a menudo. El galán o similar para dejar alguna de las chaquetas, en combinación con el perchero es otra de las opciones. En la entrada me gusta tener velas perfumadas y un dispensador de esencia para que al visitante que llega, le dé la bienvenida el olor agradable y el aspecto cuidado.
El estilo depende de tí: vintage, con marcos barrocos, tonos pasteles, un teléfono del siglo pasado, candelabros, una butaca o baúl que recuerden a la época victoriana… o rústico, en el que incorporar elementos de madera y de mimbre e incluso perchas que imiten las ramas de árboles, papeles pintados… Imaginación al poder. Y para tí ¿cuáles son tus imprescindibles?

¡Feliz día a todos!


Fotografías [] Pinterest


VirlovaStyle    


Más sobre Virginia

Soy Virginia, Arquitecta de Interiores. Me dedico a crear ambientes a la medida de cada estilo de vida. Ecléctica por natura, tengo alma "vintage".

Deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.